Sophia - Despliega el Alma

Blog: Desde Buenos Aires

24 abril, 2013

Un café pendiente

Hace poco empezó a circular esta foto por Facebook. Así nos enteramos de esta práctica que ya estaba funcionando en otras partes del mundo. La movida recorre varias provincias de España y también arrancó en Méjico. Se llama "Cafe pendiente" y funciona de la siguiente manera: cada vez que pagás un café en un bar podés pagar además otro que queda pendiente para alguien que no puede acceder a una taza de café caliente. Pero para que esto funcionara en Buenos Aires alguien tenía que organizarlo y servir de nexo entre todos. Ahí es donde entra Sol, madre, diseñadora gráfica y solidaria. Sabía que tenía las herramientas para armar una fan page en Facebook, que hoy suma más de 8.000 fans y una página web de manera de poder hacer de Un Café pendiente (UCP) una realidad en nuestro país, y desarrollar este proyecto con eficacia y compromiso. La repercusión fue tan grande e inesperada que Sol hoy necesita voluntarios que quieran sumarse al proyecto. Estás invitada. Así que Sol empezó a convocar a amigos que tenían bares y cafés y así empezó la cadena. Hoy son los bares y cafés de la ciudad y del interior los que la contactan para sumarse a UCP. Entre la lista de bares veo muchos que yo frecuento. "La Apasionada" de Olivos, "Riu Café" en Vicente López, "Vita" en Microcentro, y otros que se suman desde Henderson y Córdoba.  Hay locales que solo tienen delivery o pocas mesitas y no pueden recibir a quien viene a solicitar su café. También habrá quienes reservan su espacio para un determinado target de gente. Pero Sol también tuvo esto en cuenta y provee a los locales de tazas descartables para que los cafés no queden pendientes para siempre a la espera de alguien que los disfrute. Si tenés un bar pero te falta espacio, igual podés sumarte a UCP. Sol me aclara que por el momento solo se ofrecen bebidas calientes para ser pagadas anticipadamente. Ya vamos a llegar a dejar platos de comida pendientes. Pero primero sería bueno que esta práctica conserve su sencillez, una simple taza de café que regalamos, para que se arraigue en nuestra cultura en vez de ser algo pasajero.  Parte del compromiso de estos bares y restaurantes es comunicar esta práctica en iglesias y hospitales de su zona, de manera que todos los que necesitan esa taza de café pendiente se enteren. Vos también podés ayudar descargando la lista de bares que ofrecen cafés pendientes en la página, y acercárcelo a esa gente que te cruzas a diario y no puede pagar esa bebida caliente. Este es el link donde podés bajar e imprimir la lista de locales adheridos. http://www.uncafependiente.com.ar/#!lugares/cl69   Esto está pasando en un restaurant en Méjico: Sol se acuerda de cuando misionaba de chica en el Chaco. Pero entonces "el colegio organizaba todo y yo solo tenía que agarrar el bolsito e ir". Hoy su vida se llenó de responsabilidades que le impiden viajar al Chaco como antes. Pero las ganas de ayudar y de achicar las distancias encontraron otro canal. Ella cree que UCP implica un cambio social de base que puede ser la punta de algo mucho más grande y profundo. Es empezar a confiar de nuevo en el otro, a poder encontrar espacios para la solidaridad en lo diario y cotidiano.  Esta es la identificación que podés encontrar en los bares que se adhirieron al proyecto. Una excelente razón para elegir dónde comer. Foto: Gabo Caruso

¿Te gustaría recibir notas como esta en tu e-mail?

Suscribite aquí y te las enviaremos a tu casilla todos los meses

No está conectado a MailChimp. Deberá introducir una clave válida de la API de MailChimp.

Comentarios ()