Sophia - Despliega el Alma

Blog: El Taller

6 agosto, 2015

La casa del clima mágico

Rosa María Cerigliano comparte algo más que un texto: abre las puertas de su posada con vista al lago, para contarnos en dónde reside su magia...

Un espacio amplio y versátil frente al lago.

Dos sillones, de dos y tres cuerpos enfrentados, inundados de almohadones y mantas multicolores tejidas al telar.

Sobre una alfombra persa, una mesita rústica de ciprés, donde habitan piñas y velas.

Un sillón de cuero con hermosas patas de raulí, mirando hacia el gran ventanal, donde la naturaleza parece pedir permiso para entrar al living. Debajo de éste, una mesita pequeña sobre la que hace su presentación oficial una canasta de mimbre llena de pétalos de rosas y lavandas, cuyos exquisitos aromas se esparcen por todo el ambiente.

Una mesa celeste con cuatro sillas como dice el refrán: “De cada pueblo un paisano”, frente al gran reloj cu-cú. Y, coronada por una araña de hierro forjado de la que cuelgan ramos de flores del campo secas atados con hermosos moños, la certeza de que estamos en el comedor, ese lugar donde el bullicio de las reuniones con amigos, antes que escucharse, se siente.

Lata, latitas, frascos, frasquitos, canastas, canastitas, ollas, sartenes y una gran cocina a leña, donde hay un cartel imaginario que dice: “Aquí se hacen con amor cosas ricas”.

Una armonía deliciosa y ese lenguaje único, casi onírico, de las cosas hechas a gusto.

Mi posada, mi hogar… La casa del clima mágico.

alumine-adentro
Una vista del Lago Aluminé, en la provincia de Neuquén.
(*) Nota de la Editora: Todos los textos elegidos en este espacio podrían ser corregidos para mejorar ortografía, acentuación, puntuación o sintaxis.

¿Te gustaría recibir notas como esta en tu e-mail?

Suscribite aquí y te las enviaremos a tu casilla todos los meses

Whoops, you're not connected to Mailchimp. You need to enter a valid Mailchimp API key.

Comentarios ()