Última Edición

Sophia - Despliega el Alma

  • Seguinos

Sociedad

1 julio, 2018

Voces unidas contra el aborto, primera parte

A partir de la media sanción de la ley en la Cámara de Diputados, llegaron cientos de cartas a nuestra redacción. En ellas, mujeres y varones piden que se respete el derecho de las dos vidas: la de la madre y la del bebé. Una recopilación de algunas, apenas, para compartir y reflexionar.


(N. de la R.: Las cartas no fueron cortadas para respetar la voz de quienes las firman).

A las señoras y señores legisladores

Escribo esta carta para explicarles por qué este proyecto de ley para legalizar el aborto no me representa, al igual que a muchos argentinos.

En primer lugar, creo que la vida, como también ha dicho la Academia Nacional de Medicina en sus declaraciones y el Código Civil y Comercial en su artículo 19, comienza en la concepción. A su vez, todo ser humano (cuya existencia comienza en la concepción) es persona (art.1.2 de la Convención Americana de Derechos Humanos) y, por lo tanto, sujeto de derechos y obligaciones, de los cuales el primero de todos (por el cual puede gozar de los demás) es el derecho a la vida, que en el aborto está siendo violado.

Entiendo la problemática a la que se intenta responder a través de esta ley, pero creo firmemente que la muerte de niños inocentes no es la solución al problema. Sin embargo, no pretendo establecer solamente una crítica al proyecto. Creo que es necesario para quien no está de acuerdo con algo específico, que proponga, entonces, con qué acciones sí lo estaría. Por esto, quiero presentarles una serie de propuestas alternativas a este proyecto con el objeto de mostrar que hay otras posibles soluciones que no perjudican a terceros, límite que posee el derecho a la privacidad, claramente expresado en el artículo 19 de la Constitución Nacional.

Primero, pido que se considere tratar de mejorar el sistema de adopción del país con el dinero que se pretende usar para el aborto legal, que propone este proyecto. En segundo lugar, una educación en valores para que todos los ciudadanos puedan tomar sus decisiones independientemente y para que esas decisiones que tomen sean sabias y tengan como fin su crecimiento en virtud como personas. No pido solamente una educación sexual integral sino una mejora en el sistema educativo a la que espero poder contribuir en un futuro como abogada y licenciada en ciencias de la educación. Por último, otra solución alternativa a este proyecto creo que serían organizaciones, que hoy en día están en funcionamiento, en las que se acompañe a la mujer a tener a su hijo/a, proveyéndole de alimentos, pañales y ropa.

Nosotros, los que defendemos a las dos vidas, no estamos en contra de la mujer sino a favor de ella y es por eso que pedimos que no sea ley, señores/as legisladores/as. Creemos que este proyecto de ley perjudica no solo al niño sino también a la mujer que aborta. El síndrome post aborto no es una consecuencia de los perjuicios sociales sino, como cualquier médico podría explicar, consecuencias físicas que con este proyecto y con cualquier otro en el que el aborto se proponga como solución no lo subsanará.

Por todo esto, les vuelvo a insistir, una vez más: que no sea ley, señores/as legisladores/as, ¡que no sea ley!

Teresa María Steverlynck

………………………………………………………………………………………………………………………….

Construir comunidad

Estimados:

Deseo transmitirles mi experiencia vital, junto con mi familia, de que lo único que vale la pena es hacer el bien a todos y el mal a ninguno y el aborto, aunque pretenda defender un derecho, elimina a conciencia una vida y trata de ocultar que en muchos casos se le hace un daño a la madre, a la mujer y siempre se daña a la comunidad. Daña, porque el mensaje que le damos a niños y jóvenes es que lo primero es el interés personal despreciando o ignorando al otro y creo que no se puede construir una familia, una comunidad, en base a esta egoísta creencia. Con mi esposa e hijos hemos dedicado nuestras vidas a dar acogida a niños abandonados y sabemos del sufrimiento de mujeres y niños que nos necesitan a todos nosotros. ¡¡¡En la Argentina no sobran niños ni sobran familias !!! Les ruego defendamos todas las vidas.

Miguel Angel Soler, médico especialista en Neurología Infantojuvenil, médico Legista, cofundador de hogares para niños abandonados y de un colegio de nivel inicial, primario y secundario para niños de familias de escasos recursos.

………………………………………………………………………………………………………………………….

A favor de la vida 

Hola, mi nombre es Valentina Di Marco y estoy a favor de la vida de los dos desde la concepción hasta su muerte natural.
En la Argentina necesitamos soluciones superadoras y positivas. No puede ser que como nación fracasemos tanto hasta tal punto que lleguemos a pensar que la única solución frente a esta situación ¡es la muerte de un inocente!
Mejoremos el sistema de adopción, pongamos educación sexual, demos anticonceptivos gratis, etc. Voy a contar un relato verídico de una nena de 13 años, que hasta esa edad ya se había practicado 6 abortos y no de forma clandestina. Ella era abusada por su padre, entonces, cuando quedaba embarazada, iban ambos a una clínica y con la excusa de que había sido fruto de una violación, abortaba. Para esa nena, ¿el aborto fue la solución? ¡Para nada! Porque ella abortaba y volvía a los brazos del propio abusador: su padre. Una solución sacar a esa nena del ámbito de violencia, o mandar a prisión al padre, pero no matar a un bebé que nada tiene que ver.
¡Por favor les pido que mejoremos como país! ¡No caigamos tan bajo! #SiALaVidaDeLos2 #ArgentinaQuiereVida

Valentina Di Marco

………………………………………………………………………………………………………………………….

El fuerte contra el débil

Hace unos días que nuestro país está llorando… Llora porque niños argentinos no verán nunca la luz bajo la bandera de la justicia… Llora porque durante dos meses y medio, el Congreso estuvo debatiendo una ley que no representa el deseo de la mayoría, con tanto para resolver aún en nuestro suelo… Llora porque los medios de comunicación manipularon la verdad y mintieron acerca de las cifras de quienes somos pro vida…
Llora porque diputados indecisos votaron presionados contra su conciencia, si es que les queda conciencia… Llora porque ganó la intolerancia y la agresión bajo la bandera de los Derechos Humanos y porque el país que muchos creíamos que era libre, es nuevamente herido de manera salvaje…
Soy madre de un niño con síndrome de Down. Nos llena la vida. Muchos como él no podrán vivir en una sociedad que se llama “inclusiva”… Y yo lloro también.
El día de la votación, muchos manifestantes pro vida fueron agredidos física y verbalmente por quienes defendían el aborto y nos quieren decir que triunfó la Democracia…
Llora país, llora argentino… Lloro yo… porque ganó la mentira y el fuerte pisotea al débil indefenso.

Luz M. Molina de de las Carreras

………………………………………………………………………………………………………………………….

#SalvemosLas2Vidas

Me suelo preguntar por qué el aborto es un tema que me toca tanto, por qué no me causa indiferencia como a tantas personas, por qué me hace tanto mal escuchar otras opiniones. Es que el dolor del otro llega al corazón y no me entra en la cabeza cómo pueden pedir un
“derecho” que viola a tantos otros. Me duele que digan: “Si el aborto no es legal, ¡qué quilombo se va a armar!” cuando vivimos en una “democracia” en la cual se supone que hay libertad de opinión y de expresión. Me duele la falta de argumentos y de información, y las
agresiones que se generan. Me duele haber ido al Congreso a defender lo que pensaba y no llevar nada de color celeste o rosa por miedo a que pase algo. Me duele y me parece contradictorio el querer “derrotar el patriarcado”, cuando utilizan a las mujeres para hacer política, y que crezcan las empresas multinacionales que dan millonadas para realizar abortos y utilizar sus células para biotecnología. Me duele ver una Argentina dividida,
primero por política, y ahora por esto. ¿Son necesarios tales extremismos? Construyamos una civilización basada en el amor, en la equidad en salud, educación y justicia.
Reclamemos esos derechos que tenemos y no se cumplen, procuremos mejorar en lo que tenemos para salir adelante, sin hacer retrocesos. Unámonos por eso, porque lo único que se consigue tirando de dos lados, es que la soga se rompa, y que siga habiendo grietas. Todos queremos lo mismo, que baje la tasa de morbimortalidad materna, que mejore la educación y, por sobre todo, la salud. ¿No puede ser eso un punto en común? El aborto pasa, es una realidad. También es real que la cantidad de muertes maternas por aborto no son la cantidad que se dicen, ¡son muchas menos! No se crean todo lo que los medios dicen, infórmense y busquen fuentes confiables. El aborto es una realidad, pero una necesidad más urgente son el otro porcentaje de mujeres que mueren por deficiencias en los centros de salud, de eso nadie habla. Está estadísticamente demostrado que el aborto no reduce la tasa de muertes maternas, entonces en vez de cortarles las hojas al árbol,
mejor cortémoslo de raíz. Los violadores van a seguir violando, la desinformación va a seguir estando, la falta de recursos también. ¿Qué clase de solución estamos brindando? ¡No puede violarse el derecho a la vida por la vulnerabilidad social! No es la solución. Que el aborto suceda no lo hace aceptable por la sociedad, no lo hace un derecho. No es pro aborto clandestino, no es indiferencia, no es hipocresía. Es ganas de construir una sociedad mejor, asegurando la vida de todos. 

Antonella Norberto, 19 años.

………………………………………………………………………………………………………………………….

Luchar por los que no tienen voz

Me llamo Ana María, tengo 17 años y siento que mi voz cada día se escucha menos y eso me motiva más a movilizarme por mis valores personales, opiniones y a luchar por aquellos que no pueden porque todavía no tienen voz. Esta ley que quieren aprobar no solo es totalmente anticonstitucional, sino que apunta a convertirnos en una sociedad en la cual fue una suerte haber nacido, ya que decidieron dejarnos nacer, cuando naturalmente ya somos un seres vivos con un alma desde el momento de nuestra concepción. Una posible alternativa es cambiar esta ley del aborto legal, seguro y gratuito por una mas controlada, en la que no se discriminen aquellos médicos que no quieran realizar abortos; en la que no se encubran todos esos violadores que su única prueba para ser arrestados es el bebe que lleva la mujer en el cuerpo y que va a ser asesinado por culpa del padre. Les pido que reconsideren esta ley, no me representa como argentina y no quiero vivir en una sociedad en la cual el asesinar a los inocentes no sea penado. No quiero que se siga fomentando la muerte, la desesperanza, el dolor y las salidas fáciles que traen consecuencias posiblemente fatales a futuro. No quiero que ninguna mujer se arrepienta de haber matado a su hijo y que cargue con ese dolor toda su vida, porque no tuvo quien le dijera que la vida vale la pena. Gracias por dejarme sentir escuchada, y hablo en nombre de todos aquellos que todavía no pueden, cuando digo que el destino del país está en sus manos.

………………………………………………………………………………………………………………………….

Ayudar a cada mamá

En estos días estuve leyendo en los diarios y redes sociales varias notas sobre historias de mujeres que abortaron. TODAS lo contaban desde una perspectiva triste y dolorosa. Encontré frases como “nadie aborta por diversión” , “no quería abortar pero no tenía opción”, “ no podía traer un hijo al mundo sola”. Nadie aborta porque si… Entonces, creo que estamos errando el tópico del debate. Como mujeres no podemos pedir algo que no queremos, que nos hace sufrir tanto, que no es seguro aunque sea legal (porque el aborto trae consecuencias psíquicas y físicas aunque esté hecho en la clínica más moderna). Como mujer, quiero que el proyecto que vaya a debatirse en el Congreso pase por otro lado, como por ejemplo qué hacemos frente a un embarazo inesperado. Cómo ayudamos a esa mamá que se siente sola y desprotegida, que no quiere abortar pero la indiferencia y la inacción del estado la empujan a la decisión más terrible a la que una mujer pueda enfrentarse. 
Podríamos debatir sobre la educación sexual integral, sobre prevención de embarazos adolescentes, sobre modificar la ley de adopción para que esos niños por nacer sean recibidos es familias que esperan un hijo sin poder lograrlo naturalmente, un verdadero sistema de ayuda a mamás desamparadas (hay varias ONG que ya lo están haciendo).
Discutamos seriamente, a conciencia, abordando el verdadero problema de las mujeres. No podemos ofrecer el aborto legal como solución, porque el aborto mata a un hijo y destruye el corazón de su mamá.

María Soledad Vinzia

………………………………………………………………………………………………………………………….

¿Alguien me puede explicar?

Me gustaría que me explique este gobierno, que está tan preocupado con bajar el déficit fiscal, lo cual me parece sumamente importante y correcto, ¿cómo es que lo van a hacer aprobando leyes como la que tuvo media sanción de Diputados?
¿Alguien hizo la cuenta de lo que le va a costar al país? ¿Cuál es el costo de un aborto? ¿Cuántos abortos se van a hacer por año? ¿No se les ocurrió que podemos recibir mujeres de los países vecinos exigiendo el aborto legal y gratuito así como vienen a hacerse atender gratis por partos o intervenciones quirúrgicas a nuestro país? ¿Alguien contempló esta posibilidad? ¿La cuantificaron monetariamente, como la van a pagar? ¿Las prepagas y obras sociales van a tener que cubrirlos? ¿Cuánto va a aumentar la cuota de los que pagamos la obra social? ¿El seguro de los médicos va a ser mayor porque están asumiendo una operación de alto riesgo? ¿Quién la va a pagar? No veo que nadie esté hablando de esto. ¿Estamos tan bien en cuestión de salud pública como para poder destinar este dinero a esta actividad y no en subsanar problemas más urgentes y más básicos? ¿No faltan gasas? ¿Remedios en las salitas? ¿Prótesis? ¿Quirófanos? ¿Equipo médico? ¿Van exigir que la institución tenga un cirujano abortista? ¿Quién va a pagar este médico, el Estado? Muchos alegan que nadie va a obligar a abortar a una mujer que no lo desea, ¿pero no están obligando a las instituciones y a los médicos a ser abortistas? ¿No esperan juicios y amparos alegando que esto es inconstitucional cuando la Constitución protege la vida desde el vientre materno? ¿Quién se va a hacer cargo? ¿La persona que considera el aborto como un asesinato está obligada a pagar impuestos para poder solventarlo? ¿No temen una rebelión fiscal?
No quiero ofender a nadie pero la ley parece redactada por un centro de estudiantes de colegio secundario, donde se proponen cosas sin considerar cómo llevarlas a cabo ni a quiénes puede afectar.

Maria Cecilia Blanchard

¿Te gustaría recibir notas como esta en tu e-mail?

Suscribite aquí y te las enviaremos a tu casilla todos los meses

Comentarios ()